El mejor aceite de oliva para tus barbacoas

Parece que el sol ha venido para quedarse. Huele a verano en todas partes y también a reencuentros con familiares y amigos. Después de todas estas semanas de lejanía y videollamadas, llegó el momento de quedar con ellos para volver a sentirlos cerca.

Con el calor lo que más apetece comer al aire libre en un reconfortante lugar con sombra, rodeado de tu gente y en contacto con la naturaleza. Sí, estamos hablando de celebrar una barbacoa. Porque las barbacoas no se hacen, se celebran. Un día de ocio, o una noche para relajarse después de un día estresante, la cenita después de la playa… Cualquier excusa es buena para encender tu barbacoa. En Aceites Abril te animamos a hacerlo en compañía de los tuyos y, además, ponemos a tu disposición uno de los ingredientes esenciales para que todo salga bien: el aceite de oliva.

Cocinar sobre una parrilla es una técnica universal. No existe un lugar en el mundo en el que, alguna vez, no se haya cocinado un alimento al fuego de unas brasas. Está tan implantado que ha trascendido de su carácter doméstico y ha llegado incluso a la alta cocina. Como ejemplo, tenemos en España el Asador Etxebarri, que está considerado uno de los mejores restaurantes del mundo con Estrella Michelín. ¿Su especialidad? La parrilla. Su dueño, un chef que antes fue leñador. Está claro que todo lo que rodea al fuego y las brasas tiene siempre un sabor más auténtico.

Cocinar los alimentos en la parrilla es un arte. De hecho, si tienes cuatro amigos a los que les gusta ser el maestro de ceremonias, notarás que cada uno de ellos tiene distintas artimañas en la barbacoa. ¿Cuál es la mejor? Seguramente todas. Los escucharás decir cosas como: “No empieces a cocinar hasta que no estén las brasas blanquecinas y sin llama”, “hay que echar sal gorda en las brasas durarán más tiempo y provocarán menos humo”, “¿Pinchar los chorizos? ¡No! Perderán su jugo”, y el más fanfarrón dirá que él siempre espolvorea algo de tomillo, hinojo y salvia sobre las brasas para aromatizarlas antes de empezar a cocinar. Todos son trucos fantásticos.

Pero hay algo en los que todos los expertos parrilleros: un buen aceite de oliva es crucial para que los alimentos queden perfectos.

La importancia del aceite de oliva en tus barbacoas

Como decíamos, todo buen asador sabe que el marinado de los alimentos con un buen aceite de oliva es primordial para lograr la perfección. Esa fina capa de aceite que usamos para que el producto quede más jugoso y aromatizado es un tanto por ciento elevadísimo para conseguir el nivel de éxito en tus barbacoas.

¿Qué aceite utilizar? Depende de qué vayamos a cocinar. Para barbacoas, siempre recomendamos nuestro Aceite de Oliva Virgen Extra Gran Selección Spray. Es un aceite de una calidad excelente para cocinar en la parrilla cuyo formato permite su distribución equilbrada en los alimentos. El punto y la cantidad justa de aceite.

Ya están aquí el sol, las sonrisas y las ganas de compartir buenos momentos con los tuyos. Las barbacoas son la excusa ideal para recuperar el tiempo perdido. ¡Cuídate y, sobretodo, disfruta!

Marcar como favorito enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.